Jesús ha venido a buscar a los pecadores

(Marcos 2, 13-17) «No necesitan de médico los sanos, sino los que están enfermos. No vine a llamar a justos, sino a pecadores»