fbpx
(Marcos 1, 21-28) «¿Qué tenemos que ver contigo, Jesús de Nazaret? ¿Has venido a perdernos? Te conozco quién eres: El Santo de Dios». Mas Jesús lo increpó diciendo: «¡Cállate y sal de él!»

Cuando pecamos y no nos arrepentimos, nos alejamos de Dios y somos como aquel espíritu inmundo. Nadie puede ser amigo de Dios mientras no rechace al mal.

Nuestras salvación conciste en que dejemos las impuresas, arrepintiéndonos de nuestros pecados y volvamos a Dios.


Domingo IV – Durante el Año
Evangelio según san Marcos 1, 21-28
«Había un hombre con un espíritu inmundo»

Entraron a Cafarnaum; y luego, el día de sábado, entró en la sinagoga y se puso a enseñar. Y estaban asombrados por su doctrina; pues les enseñaba como quien tiene autoridad, y no como los escribas.

Se encontraba en las sinagogas de ellos un hombre poseído por un espíritu inmundo, el cual gritó: «¿Qué tenemos que ver contigo, Jesús de Nazaret? ¿Has venido a perdernos? Te conozco quién eres: El Santo de Dios». Mas Jesús lo increpó diciendo: «¡Cállate y sal de él!» Entonces el espíritu inmundo, zamarreándolo y gritando muy fuerte salió de él. Y todos quedaron llenos de estupor, tanto que discutían entre sí y decían: «¿Qué es esto? ¡Una doctrina nueva e impartida con autoridad! ¡Aun a los espíritus inmundos manda, y le obedecen!» Y pronto se extendió su fama por doquier, en todos los confines de Galilea.

Padre Miguel Martínez

Sacerdote. De la Comunidad Misionera de Jesús en la Diócesis de Ciudad del Este. Mi apostolado principal ha sido la formación de la juventud y de los laicos en general. Mis áreas de interés en el estudio son la Filosofía, la Liturgia y las Sagradas Escrituras.

Ver todas las entradas

Comentar

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Padre Miguel Martínez

Sacerdote. De la Comunidad Misionera de Jesús en la Diócesis de Ciudad del Este. Mi apostolado principal ha sido la formación de la juventud y de los laicos en general. Mis áreas de interés en el estudio son la Filosofía, la Liturgia y las Sagradas Escrituras.